El ascensor inclinado es una especie de híbrido entre el ascensor y el funicular. Es utilizado  en recorridos cortos con  fuerte desnivel. Los primeros en Bilbao, también de Euskadi, fueron los instalados en el barrio de Santutxu que aquí denominamos como Prim-1 y Prim-2 fabricados por la Compañía Maspero e inaugurados un 13 de Septiembre de 2004. Sin embargo el que más nos ha llamado la atención es el instalado unos años después, un 27 de Septiembre de 2010  y conocido como Zurbaranbarri de una belleza espectacular.

No cabe ninguna duda de que si se hubiera mantenido ese modelo, esa bonita B en nuestros ascensores inclinados, éstos se habrían convertido, sin duda alguna, en otra de las señas de identidad de la Villa de Bilbao. Sin llegar a tanto cierto es que al menos todo el resto de ascensores inclinados que no la poseían cambiaron su color blanco o metalizado por el rojo corporativo que utilizan tanto el funicular de Artxanda, como los autobuses municipales.